NOTICIAS

Iker Jiménez juega en Retroarcade: la nueva sección de Cuarto Milenio

El presentador habla de Berzerk en el programa

Desde ayer 30 de septiembre el programa Cuarto Milenio cuenta con una nueva sección: Retroarcade, en la cual la Nave del Misterio se transforma en un salón recreativo en el que Iker Jiménez repasa las leyendas negras que giran en torno a algunos videojuegos, aparte de echarse unas partiditas en la recreativa con logos del programa que se han agenciado para la ocasión.
Durante el segmento, de unos 18 minutos de duración, Iker hace referencia a las monedas de cinco duros, al señor del cambio, y a “los tipos con el cuello subido de la cazadora vaquera que te decían aquello de ‘Te paso una vida’ “. Podéis visionar el segmento en su página del canal Cuatro.

En lugar de comenzar con el obvio y ya cuasi-mitológico Polybius, este primer episodio se centraba en el mucho más conocido Berzerk. El segmento del programa evita entrar en sensacionalismos, explicando cómo las muertes asociadas al juego no tuvieron nada de paranormales, sino que estuvieron relacionadas con problemas de salud de los afectados o con altercados entre particulares que se fueron de las manos, y aclarando que si el juego se ganó cierta mala reputación fue ante la magnificación por parte de la prensa de estas casualidades, al tratarse de una época en la se buscaban todas las excusas posibles para demonizar como fuese a la entonces jóven industria del videojuego.

Lejos de suponer una mera sección más, se nota que el presentador del programa centrado en lo paranormal conoce el medio y sabe de lo que está hablando, no solo dando ejemplos de juegos modernos y cómo se asombra ante sus capacidades gráficas, o haciendo referencias veladas a los cartuchos enterrados de ET, sino explicando también las innovaciones técnicas que supuso Berzerk en su época, tales como el scroll al cambiar de pantalla (usando además el término correcto) y las voces digitalizadas del malvado Evil Otto (del cual su colaborador Javi Pérez Campos explica su función jugable: impedir que el jugador se quede remoloneando por las habitaciones).
El presentador manifestó la importancia de preservar estos títulos clásicos por su relevancia histórica, e incluso confesó su nostalgia, sacudiendo un puñado de monedas y echando créditos antes de jugar, con una sonrisa de oreja a oreja. Con respecto a su partida, bromea: “Imagino que está fuera de cualquier maldición, porque juego juego tan mal que es imposible…”

Siempre es agradable ver a los videojuegos retratados en los medios desde la pasión y el conocimiento, echándole ganas. Desde aquí aplaudimos la iniciativa de Iker, que demuestra que el videojuego como bien cultural tiene una relevancia lo suficientemente grande como para tener incluso leyendas urbanas alrededor de ciertos títulos, y quedamos emplazados al siguiente programa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.