ARTÍCULOS

Por la patilla: Derrotando al Imperio en la Batalla de Endor

“¡Es una trampa!”

Hoy se lanza una nueva actualización para Star Wars Battlefront II, la cual incluye el modo “Asalto Ewok”, en el que los simpáticos habitantes nativos de la luna de Endor luchan a brazo partido contra los stromtroopers imperiales. Aquellos fans que no tengan la posibilidad de adquirir el juego de EA no tinen por qué sufrir, ya que también pueden ayudar a la rebelión a derrocar al Emperador desde el aire sin gastarse un euro gracias a Star Wars: The Battle of Endor, un juego gratuíto que nos pone a los mandos de un caza durante la batalla homónima, frente a la segunda Estrella de la Muerte.

Elaborado por el aficionado Bruno R. Marcos en el motor TrueVision 3D, el juego es un arcade de combate espacial con gráficos sencillos que recuerda en su aspecto a los títulos de la saga X-Wing, o a Star Wars 32X, pero que no os engañe su humilde aspecto: lo que tiene de sencillo lo compensa con una jugabilidad a prueba de bomba, que funciona a la perfección gracias a su inmediatez, y a pesar de no tener el virtuosismo visual de cosas como el último título de EA, es el único juego que logra recrear el caos y la magnitud de la batalla final de El Retorno del Jedi, poniendo en ocasiones un enorme número de naves enemigas en pantalla, naves que además interactúan entre sí (nuesros compañeros también hacen lo posible por derribar cazas enemigos, y el fuego se concentra en todas las naves y no solo en nosotros).

El método de control y la jugabilidad son muy accesibles. Con el ratón podemos mover la nave con total libertad, pudiendo disparar haciendo click. El título toma de X-Wing toma los distintos tipos de disparos. Pulsando “X” podemos alternar entre un rayo cada vez, permitiendo fuego más rápido, dos turboláseres cada vez, o disparar los cuatro cañones concentrando toda la potencia por disparo, pero bajando la cadencia de tiro; de Star Wars 32 X (del cual parece una versión hipervitaminada) toma la mecánica de los torpedos de fotones. Pulsando “Z” los activaremos, se fijan en los blancos automáticamente y los disparamos con el botón derecho del ratón, recargandose con el tiempo si se agotan. Es increblemente sencillo, divertido, y no requiere apenas tiempo cogerle el tranquillo, invitando a rejugarlo para mejorar nuestra puntuación y tratar de derribar más cazas.

Supuestamente el juego tiene soporte para joysticks o mandos, pero no hemos sido capaces de hacer funcionar en el mismo ni un mando Direct Input ni un gamepad Xinpud más moderno. Aún así, los controles con teclado y ratón por defecto son más que suficientes y se manejan de maravilla.

La premisa es simple: Tres vidas y seis fases. Tenemos que tratar de derribar tantas naves como podamos. Ganaremos si logramos llegar hasta la última fase y derribar el superdestructor Executor. Perderemos si nos quedamos sin vidas, o si el Halcón Milenario o la nave de mando del almirante Ackbar son derribadas. Esto último podría parecer que se traducirá en la pesadez y la frustración de las misiones de escolta de los Rogue Squadron, pero aquí está mucho mejor resuelto por dos motivos. El primero, porque suelen ser un par de cazas TIE que andan detrás de una nave, no toda una flota concentrando el fuego sobre una sola nave. Segundo, por un sistema de radar funciona a la perfección: sencillo, directo, nos muestra en todo momento la información que necesitamos. Cuando un crucero o destructor están bajos de energía o a punto de ser derribados, parpadean en el mapa, dándonos una cuña visual muy oportuna.

La naturaleza abierta del juego permite el empleo de mods, siendo el más popular el Lurker’s mod, que mejora ligeramente los gráficos del juego, con naves texturadas, dándole el aspecto del video que tenéis a continuación. Sin embargo, este remozado visual se antoja insuficiente, quedándose a medio gas y careciendo del encanto retro de los gráficos originales, los cuales además ofrecen la ventaja de permitir identificar las naves más fácilmente.

Además de ser superadictivo derribar oleadas de cazas TIE (más tarde, TIE Interceptor), la sensación de derribar un destructor estelar, reventando con nuestros torpedos los generadores de escudo y machacándolo a ráfagas (nuestras y de nuestros compañeros) hasta que explota en mil pedazos, es impagable.

Si queréis aportar vuestro granito de arena a la batalla, podéis descargaros STAR WARS: Battle of Endor a través del siguiente enlace.

  1. Joe, yo por el nombre esperaba que fuese una batalla en la que pudieses controlar a los Ewoks :c

    1. Eso es lo que se puede hacer el el modo temporal del battlefont, pero en realidad la batalla de Endor fue a tres bandas, ¿no?: En el generador de escudos en tierra firme, en el espacio, y entre Luke y Vader en la sala del Emperador

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.